Zerópolis: la Civis o la nada

Zeropolis-fet

“Zerópolis”

Editorial Anagrama,  137 páginas, 14,50 euros (libro de papel)

#VídeoReseña de “Zerópolis” por @AntonioAdsuar

Boton de compra en imagen

*Una reseña de Antonio Adsuar

Nueva-foto-de-perfil-RECORTADA-120

Feliz navidad y próspero año 2016 amigos lectores. En estos días especiales me apetecía leer/reseña algo diferente y por eso me decanté por “Zerópolis”, de Bruce Bégout. Conecté con este autor gracias al Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona (CCCB) y al librero de LAIE-CCCB, Damià Gallardo.

El autor francés apareció por el Centro de Cultura Contemporánea hace unos años. Estaba presentando “Le park”, una interesante novela ensayística, que él mismo os resumen en el vídeo situado más arriba.

Las Vegas 1

Yo quiero hablaros hoy de “Zerópolis” o sea de la visión de Las Vegas que tiene Bégout. Un goteo de pensamientos sutiles sobre la ciudad-nada, la ciudad cero, son vertidos por el filósofo en artículos breves, de dos-tres páginas. El libro es de 2007 pero aún se encuentra más o menos fácilmente en las redes de distribución.

En sus 137 páginas, sirviéndose de un tono ligero que mezcla el análisis ágil con lo narrativo y la metáfora poética, Bégout sostiene una tesis fundamental: Las Vegas no es una horrenda excepción sino el horizonte de todas y cada una de nuestras ciudades. Por este motivo nos conviene especialmente pasear por esta ciudad-aberración, que ha hecho del espectáculo y del juego su razón de ser.

a)¿Qué es Las Vegas?

Casino

En una sociedad que se ha lanzado en los brazos del sector terciario sin meditar, las ciudades pasan a ser escenarios donde comprar y, sobretodo, devienen ellas mismas objeto consumido. Las Vegas, y cada vez que mencione la ciudad-show por excelencia pueden intercambiarla por Barcelona si quieren, vive de provocar sueños, de generar una imagen en las mentes de los visitantes y los turistas que se lanzan, empujados por el márketing, a devorarlas.

Por eso entender Las Vegas es clave. En la urbe estadounidense todas las tendencias que marcarán la ciudad-sociedad contemporánea se pueden observar sin velos, sin disimulo.

Zerópolis, nacidad de la nada, ciudad venida del desierto, no esconde su radical superficialidad. Las Vegas se mofa de todo, todo en ella es espectáculo, el juego y el dinero fácil son sacralizados al extremo.

Las Vegas es la ciudad pantalla, es el espacio perfecto simulado que no remite más que a sí mismo, es superficial y falso, se vanagloria de recrear la nada. “Las Vegas carece de memoria”, afirma Bruce Bégout. Sin historia, sin referentes del pasado, hace de lo banal, de lo efímero algo trascendente, sagrado.

Showtime

Lo “fun”, recreado por mil sonidos estridentes, realzado por luces de neón incesantes e incandescentes destruye todo aquello que se acerque a la cultura. “El verdadero poder de Las Vegas reside en disfrutar de su no-saber”, leemos en Zerópolis.

b)La ciudad Zero y la laminación de la Civis

¿Qué repercusiones tiene esta forma de entender lo social que, insistimos, se está extendiendo hasta el más aburrido pueblo de nuestras comarcas?.

La ciudad-vacío destruye los vínculos cívicos al substituir lo sagrado, ya sea de origen religioso o de raíz laica, por la farsa. Las instituciones y ritos sociales son ridiculizados. ¿Acaso es casualidad que el matrimonio, una de las bases de la organización humana estable, sea una de los principales víctimas de la sorna vegasiana?.

Las ciudades-enterainment acaban con la esencia de lo social al quebrar la posibilidad de creer en la verdad del otro. Por ejemplo, se me ocurre pensar que la escuela, la educación, sería imposible en Las Vegas.

Las Vegas 2

“¿Puede ser cívica una ciudad cuya interacción social se dirige a la diversión?”, se pregunta Bruce Bégout. Aunque, a mi modo de ver, al texto le faltan propuestas alternativas que permitan que la Civis clásica no devenga Zerópolis, os recomiendo que paseéis un par de tardes por la ciudad fabulosa con Bégout; unas horas transitando la urbe de nevada os servirán para comprender de forma mucho más diáfana el destino al que nos enfrentamos.

¡Hagan juego amigos!

Boton Registro con call to action editorial

Si te ha gustado esta reseña y quieres recibir información sobre páginas especiales de nuestros libros del mes y sobre sorteos de libros gratuitos sólo tienes que dejar tu mail aquí

Antonio Adsuar

Nueva-foto-de-perfil-RECORTADA-120

Soy fundador e impulsor principal de librosensayo.com. Licenciado en historia por la Universidad de Alicante y doctor en filosofía por la Universidad de Murcia, tras hacer un máster en gestión cultural en la UOC descubrí la tremenda transformación que estaba viviendo la industria editorial, el mundo del libro y la cultura escrita en general con la llegada de internet.

Tras 8 meses de concepción y puesta en marcha del proyecto creamos con un grupo de amigos librosensayo.com en mayo de 2013. La idea básica era sencilla: construir un sitio abierto y colaborativo para reflexionar sobre el futuro de las industrias culturales centrándonos en repensar la industria editorial, el periodismo, la educación y el futuro de la sociedad conectada, ayudados por la aproximación a textos de sociología sobre la cultura y el consumo en la sociedad contemporánea.

►►¿Hablamos? Me encuentras en: adsuar.antonio[arroba]librosensayo.com o en twitter en @AntonioAdsuar o en mi perfil de Linkedin ¡Un saludo a todos!

Si quieres saber más sobre mi clica aquí

¡ÚNETE A LA COMUNIDAD! 

M_01clubLuc

Regístrate en la primera Comunidad de libros de ensayo en español y GANA puntos que podrás canjear por libros GRATIS

Tenemos acuerdos con las mejores editoriales de ensayo para premiar tu colaboración con la Comunidad: ¡Comparte conocimiento, GANA puntos y elige tú mismo el libro que quieres que te regalemos!

*Regístrate y gana 15 puntos

*Comenta un libro y gana 20 puntos

*Sube un libro que recomiendes y gana 60

Quiero registrarme y GANAR puntos 😉

Quiero saber+ sobre “El club de Luc”

Newsletter

¿Quieres no perderte ni una de las novedades de esta Comunidad de Ensayo? te invitamos a unirte a nuestro newsletter.

In this article